16.1.09

Ana Muñoz: "Sólo para la noche"


A partir del próximo lunes, día 19, podréis encontrar en la Librería Antígona (libreria.antigona@gmail.com) de Zaragoza Sólo para la noche, el nuevo libro de poemas de Ana Muñoz, nº 30 de la colección "Libros de Berna" de Lola Editorial. Con este título Ana Muñoz da uno de sus primeros pasos maduros en el camino hacia su establecimiento singular dentro de la poesía aragonesa última y otro más hacia su consideración como una de las jovencísimas voces poéticas más seductoras y talentosas del panorama nacional.
Sólo para la noche se ejercita a través de una sinceridad tan poco común que despereza cualquier ánimo, sobrecoge cualquier inadvertencia y delimita con contundencia las dimensiones del dolor, de la desnudez del ánima y de la indiferencia, asuntos en absoluto proclives a ser cultivados por las corrientes del bienestar y la complacencia asépticas de tantas escrituras recientes. Un libro que desmiente todo prejuicio sobre la revelación de la intimidad.

7 comentarios:

Javier López Clemente dijo...

Una buena noticia Manolo, algunos esperábamos ese libro como agua de mayo. Y una pregunta: ¿A que hora abre la librería? quiero esos versos frescos, frescos.
;-)

Salu2 Córneos

PD: Esa foto es bestial

Manuel Martínez Forega dijo...

Creo que abre a las 10, Javi, pero no creo que estén a esa hora. Quizá sí a las 12.
Un saludo fresco, fresco.

Rafael Luna Gómez dijo...

Feliz día para la poesía. Estoy decuerdo, en comuna, con las palabras de: Javier López

PD: Me encantaría que recitara alguno, vamos escucharle recitar alguno, bueno honestamente todos.

pepe montero dijo...

En cuanto a ti, pepe montero del demonio, sal del nitrógeno líquido y lee. Lee a Baroja, a Falkner, a Cortazar, a Salinas, a Ana Muñoz. Sólo así te crecerá la lengua, te crecerá el cerebro y, te harán caso esas camareras alegres de garitos tristes, de piel suave e indiferencia áspera.

De Ana Muñoz,(una tía con pelotas en la matriz) me beberé hasta las últimas trizas. Me encanta cuando se despoja del ropaje, se queda desnuda e, inmune a las nubes de ácido virtuales, persiste en su insolencia trabajadora

Manuel Martínez Forega dijo...

¡Viva el Montero!

columna dijo...

A tí acudo Manuel, que seguro si voy a la librería y no hay ya libros, alguno tendrás guardado de más como oro en paño de esa exquisita colección de Lola.
No quiero perderme el libro de Ana, poque ya es de ella y de todos.El Salud, si es que puede llamarse así, me impidió estar en el evento.
Dos besos.
S. Manrique.

Manuel Martínez Forega dijo...

Pues tendrás, Sagrario, ocasión el próximo 11 de febrero, a las 8 de la tarde, en Antígona, de reencontrarte con los libros y con ella.
Salud.